sábado, 24 de octubre de 2015

Inciativa de ley propuesta por Ignacio Alvizar

EL LEGISLATIVO EXHORTA A AYUNTAMIENTOS A ELABORAR
UN “CÓDIGO DE ÉTICA”


 
·         Por unanimidad, el pleno aprobó el punto de acuerdo presentado por el diputado Ignacio Alvízar Linares
·         “En recientes hechos de violencia, hay una acumulación de hartazgo social”.
·         “Los gobiernos no han estado a la altura de las demandas ciudadanas”.
 
Por unanimidad, el pleno del Congreso del Estado aprobó el punto de acuerdo propuesto por el diputado Ignacio Alvízar Linares, en el que hace un exhorto a los ayuntamientos del estado de Puebla a elaborar un “Código de Ética de Servidores Públicos Municipales”, basado en principios universales como transparencia, honradez y legalidad.
 
En la sesión ordinaria, el legislador del grupo parlamentario de Movimiento Ciudadano, estableció lo anterior en el marco de los lamentables hechos ocurridos en el municipio de Ajalpan y otras poblaciones donde se han presentado expresiones sociales violentas.
 
“La instauración de un Código de Normas Éticas Institucionales exalta los valores del servidor, lo que incide en una administración pública que privilegie la honradez, eficiencia, responsabilidad, inclusión, respeto institucional y de derechos humanos”, planteó.
 
Destacó que en los hechos referidos hay un factor común que no puede negarse, la existencia de una acumulación de hartazgo social.
 
“Más allá de partidos y banderas políticas, debemos reconocer que hoy la gente ya no cree en sus autoridades. Debemos estar conscientes que muchos gobiernos no han estado a la altura de las demandas ciudadanas”, subrayó en tribuna Alvízar Linares.
 
En el punto de acuerdo aprobado, destaca además que “la sociedad demanda gobiernos con  autoridad moral, la gente anhela presidentes municipales cercanos, con quien puedan dialogar, a quien puedan exponer sus problemas y obtener respuestas”.
 
Expuso su coincidencia con el establecimiento del mando único policial y el fortalecimiento de los cuerpos de seguridad pública, sin embargo no son los únicos elementos, “estas acciones deben estar acompañadas de valores universales que asuman los funcionarios. Es urgente un cambio real y profundo en el actuar de los servidores públicos”.
 
Hizo un llamado a formar un frente común sociedad y gobierno para erradicar los flagelos de la impunidad, la violencia y las expresiones antisociales. Todos somos corresponsables, no simples espectadores, unámonos para encontrar soluciones responsables, expuso.
 
Impulsar un Código de Ética para todos los servidores públicos de los ayuntamientos, es el verdadero antídoto contra malos funcionarios, contra la corrupción e impunidad y ante autoridades ineficientes e incapaces de escuchar a los ciudadanos, apuntó.
 
Agregó que una de las causas de la desconfianza en las instituciones públicas, es la ausencia de principios y valores éticos, lo que da pie al incremento de vicios o actitudes antiéticas, tales como la corrupción, el abuso de autoridad, el tráfico de influencias, el desvío de fondos.

No hay comentarios: